Viaje a Bruselas

Esta entrada es algo distinta a las demás, hoy os cuento un poco como ha ido el viaje a Bruselas que he hecho con mi familia, en redes he subido varias fotos y muchos habéis sido los que me habeis comentado que íbais a viajar a Bruselas y Brujas y que os contara un poco asi que por esto y porque a mi me vienen genial los blogs sobre vuestras experiencias cuando voy a viajar, me he animado a contároslo todo, espero que os guste y os sirva de ayuda.

El vuelo

- La compañía elegida fue Ryanair, cogimos los billetes preferentes ya que viajar con un niño de 2 años y medio puede ser una odisea si tienes que esperar largas colas e ir con prisas y cargados de maletas, los 2 billetes con preferente (Pablo no pagaba) nos salió unos 50 euros más (ida y vuelta) y merecieron la pena, elegimos asientos juntos y la verdad es que el vuelo fue tranquilo y en ambos recorridos llegamos 40 minutos antes de la hora prevista, en cuanto al carrito, en Bruselas nos esperaban en la puerta del avión con él y en Málaga lo recogimos en la cinta de equipaje, como lo suben al avión no sufre ningún desperfecto, al llevar billetes preferentes podemos llevar una maleta tamaño cabina y otra bolsa (1 por persona) algo más pequeña (viene especificado en su web y en el billete electrónico), al viajar con un bebé también incluye un carro o silla totalmente gratuíta y 2 maletas tamaño cabina para el bebé, en cuanto a las bebidas, no están permitidas pero en la bolsa del bebé sí puedes llevar una botella de agua para él y potitos, eso sí te los requisarán para revisarlos y luego te los devuelven.

El Hotel

- Nosotros elegimos el Izan Avenue Louise, relativamente cerca del centro de Bruselas y con muy buenas críticas en webs de opiniones, mi opinión no es mala ni mucho menos pero sí que es cierto que siendo un cuatro estrellas tiene algunas carencias, igual son tonterías pero si viajas con niños o con personas de movilidad reducida son a tener en cuenta, en principio lo que más me llamó la atención es que en la web pone que hablan español pero las veces que hablamos con el recepcionista no hablaban nada de español, yo, de francés nada de nada pero inglés me defiendo asi que esa fue mi lengua el fin de semana que pasamos en el hotel, pero me dió por pensar que si hubiese ocurrido algo y necesitaramos ayuda igual hubiese sido mejor otro hotel en el que sí hubiesen entendido nuestro idioma. Una anécdota, no hay pajitas ni cacao en polvo (tipo Cola Cao) por lo que si viajáis con niños llevaroslas porque el chocolate que había era chocolate espeso y ese estaba demasiado dulce para Pablo y no le gustaba. En cuanto a rampas son inexistentes, no las busquéis que no hay jajaja, así que imaginad carro para arriba y abajo todo el día haciendo pesas, en cuanto a los ascensores, son alargados pero muy estrechos, no cabíamos los 3 asi que bajábamos por turnos, el papi con el carro doblado y de lado y yo con Pablo en brazos o andando (si estaba despierto), eso sí ejercicio hemos hecho jejeje. La habitación era muy amplia y calentita, estaba todo muy limpio y el buffet tenía de todo, eso sí no daban cenas, nos lo comentó una pareja que se quejaban de que estaba lloviendo mucho y no había muchos sitios donde comer cerca del hotel y que en hotel le habían dicho que no daban cenas, nosotros las dos noches cenamos en el centro y luego volvimos andando al hotel.

El Clima

- Clima de locos, para los que somos de Málaga que llueve poco, muy poco, que llueva cada 5 minutos es un engorro pero luego ves a la gente, que parece que no le importa la lluvia y al tercer chaparrón te ves paseando bajo la lluvia sin importar nada, eso sí con paraguas y niño embutido en saco térmico y plástico anti lluvia, que no olvidemos que somos malagueños y el agua moja, jejeje. Nos llamó la atención que el clima cambia en pocos minutos, podíamos salir del coche y hacer sol que en 10 minutos estábamos resguardados bajo una cornisa evitando los granizos, para luego seguir el sol, en cuanto a la temperatura, no nos hizo demasiado frío el primer día, pero el segundo, en Brujas, nos granizó y sí que se notaba bastante más frío, sobretodo cuando hacía viento, si estábamos resguardados por edificios se estaba bien con un chaquetón normal, yo soy bastante friolera y los guantes no los saqué ni una vez.

Las Carreteras

- Nosotros alquilamos un coche porque el segundo día queríamos ir a Brujas, en principio no hacía falta porque hay muy buenas combinaciones de tren pero al ir con Pablo y disponer el hotel de parking no nos lo pensamos, sobre todo por comodidad a la hora del traslado del aeropuerto y para asegurarnos que íbamos con sillita para el peque, otra curiosidad, AVIS en el aeropuerto de Bruselas, tampoco tienen personal que hable español (al menos cuando nosotros recogimos y soltamos el coche), un dato a tener en cuenta si alquiláis coche o si no también, NO HAY CARTELES, no existen, ni en Bruselas que tardamos horas en encontrar el Mannekin Pis, ni en las carreteras, los carteles brillan por su ausencia, nosotros al final terminamos poniendo el GPS mientras andábamos porque si no era imposible, tuvimos la suerte de encontrar una pareja de españoles que vivían allí y ya nos dieron las indicaciones correctas porque el móvil nos estaba perdiendo más y con la lluvia era un poco rollo, ellos fueron los que nos comentaron que no veríamos muchas indicaciones por las calles. Otra cosa que nos llamó mucho la atención para bien es que el asfalto y las carreteras son todas de bloques de piedra lo que da a la ciudad un toque antiguo precioso pero lo que no era tan cómodo, es llevar un carrito por ellas ya que no son nada firmes, tienen piedras sueltas y si falta piedran imaginaros los agujeros, lo raro es que desde la acera a la carretera no había la pequeña rampa que suelen tener por lo que para bajar a la carretera con el carro es un rollo ya que si llevas al peque dormido se despierta casi seguro, asi que os recomiendo que si viajáis con bebés llevéis un carro todo terreno, nada de carro barato en plan me lo llevo por si acaso porque lo traeréis roto casi seguro.

La Gente

- Tanto en Bruselas como en Brujas tuvimos la suerte de encontrarnos siempre con gente muy amable, en especial con Pablo que llegó diciendo hola y bye bye a todo el mundo que lo miraba, en la fecha que hemos escogido para ir inauguraban las luces de Navidad por lo que podéis imaginar la cantidad de turistas que había, la mayoría españoles, por lo que había un ambiente muy festivo, todo lleno de gente con ganas de fiestas y de disfrutar, las veces que necesitamos algún tipo de ayuda se ofrecieron siempre con una sonrisa tanto en Bruselas como en Brujas, nos hemos llevado muy buenas sensaciones de alli.

Los Monumentos

- Bruselas está lleno de edificios muy grandes, el suelo como ya os comentaba es de piedra y parece sacado de una película antigua cosa que me encantó, el centro, llamado Grand Place, es una maravilla, precioso, quizás que todo estuviera iluminado por la Navidad ayuda bastante ya que en medio de la plaza había un árbol enorme de Navidad lleno de luces y luego el espectáculo de Luces y Música ayudada a verlo todo mucho más espectacular. Hay muchas iglesias cada pocos metros y muchas de ellas abandonadas pero majestuosas cuando las ves desde la carretera. Vimos el Atonium desde fuera, que tuviese tantísimas escaleras y Pablo dormido en el carro no ayudaba a tener ganas de entrar y lo mismo nos pasó con Mini Europe, fuimos temprano y hacía buen dia, aparcamos en el parking que hay en la zona y cuando sacamos carro y demás bolsas empezó a llover fuerte, aquello está al aire libre y en realidad queríamos que Pablo lo disfrutara a pie cosa imposible con esa lluvia, así que los 30 euros que costaba nuestras entradas lo ahorramos, es el inconveniente de los parques al aire libre. Asi que cogimos carretera hacia Brujas.

Brujas, todo el mundo que va a Brujas dice lo mismo, es una ciudad de cuento, una de las más bonitas del mundo...y es totalmente cierto, cada casa por muy estropeada que esté parece sacada de un cuento, en cualquier momento esperaba que Bella saltara de cualquier esquina cantando con pajaritos jajaja, ahora en serio, es una ciudad PRECIOSA, digna de visitar, es más queremos volver con nuestros amigos y visitar Gantes que me han dicho que también es digna de ver, el clima alli como ya os comentaba fue de locos, sol, lluvia, granizo y aún asi disfrutamos el día alli como si hiciera un sol radiante, los parques adornados de Navidad, los puestos de venta de abetos, los coches de caballo, los canales, el centro adornado con un tiovivo y puestos para niños, lo dicho, para repetir.

Comida y Bebida

- Como este es mi campo, ya me había informado de qué probar en este viaje, he de decir que la lluvia otra vez daba un poco la lata ya que los puestos callejeros estaban abarrotados y andar con el carro no era muy fácil, lo confieso no soy de las de ir atropellando tobillos por querer meterme en follones con el peque, asi que lo tomamos de forma tranquila, el primer día en Bruselas como desayunamos tarde no teníamos apenas hambre así que preferimos ir a hacer turismo y luego hacer una especie de merienda cena ya que alli se cena muy temprano, la primera comida fue en un restaurante de comida americana ya que era lo único que vimos en pleno centro, barato y que podíamos resguardarnos de la lluvia con el carrito incluído, en Bruselas son famosos por sus cervezas y sus patatas fritas, asi que allí pudimos probar estos dos manjares (riquísimos) junto con una hamburguesa cada uno, Pablo devoró las patatas jejejeje. 

Con la cena no tuvimos problemas porque al comer a las 6 y estar llenos hasta los topes decidimos ir al hotel después del alumbrado y el paseo por el centro, ahí pagamos el pato de papis novatos porque empezó a llover y nos habíamos dejado el plástico del carro en el hotel, por lo que la vuelta fue en plan carrera de obstáculos por las calles empedradas y Pablo dentro del saco térmico frito, llegamos empapados pero muertos de risa. Nota mental: siempre llevar el plástico debajo del carro.

En Brujas nos pasó casi igual, la lluvia nos empujaba a buscar un sitio calentito dónde comer y sentarnos tranquilos a disfrutar, en esta ocasión encontramos un restaurante mexicano, sí muy típico no es pero tenía una carta muy extensa de cervezas y nos encanta la comida mexicana asi que...no nos lo pensamos mucho y nos encantó el sitio, el personal muy amable y comimos genial y no más caro que en cualquier restaurante de aqui.

Quien me conoce sabe que soy muy cabezona y yo iba con mis deberes hechos, quería ver Brujas, el Mannekin Pis, comer gofres belgas, probar las patatas y los mejillones y probar el vino caliente, asi que una vez volvimos de Brujas fuimos al hotel a descansar y darnos un baño caliente y volver al centro a darlo todo y asi fue, el Mannekin Pis, bueno, ni fu ni fa, una estatua pequeña como las que podemos ver aqui en pleno centro de Málaga (hay muchas), los gofres me encantaron, eso sí, no los noté dulces como los de aqui y eso me gustó, los pedí con azúcar glass que se suponía que eran los típicos, los mejillones no los pude probar porque estaba abarrotado y los restaurantes que los servían eran caros y sin poder sentarte asi que valorándolo no me decidí, las patatas muy ricas y el vino caliente muy apropiado, hacía mucho frío la última noche y entraba genial, eso sí, arde y sólo el vapor al acercarte a soplar ya sube, asi que cuidado si no estáis acostumbrados jejeje.

Todas las cervezas belgas que probamos estaban buenísimas, hice fotos para quedarme con los nombres, las pondré debajo.

La mañana que llegamos, como era muy temprano, decidimos desayunar en un corner que habia en el aeropuerto en la planta de arriba, se llamaba Rouje, sólo deciros que nos cobraron 20 euros por dos molletes y dos cafés, y deciros que estaban malos no, lo siguiente, le pusieron un pesto que nos estuvo recordando todo el día ese sitio (para no ir más), si queréis tomar algo en el aeropuerto es mejor ir a Starbucks que aunque no lo creais es más barato (lo comprobamos en el vuelo de vuelta) o en cualquier cafetería. 

Espero que os sirva de ayuda esta pequeña guia, si tenéis alguna pregunta o duda dejádmela en comentarios en mi rrss. Un saludo!

Facebook

Twitter

SmileBox

Instagram

Lo mejor de cocinar es que disfruten con tu comida y con Pablo lo tengo muy fácil! #tw Hoy ha sido una mañana muy productiva y ahora toca consultas toda la tarde, nadie diria que estoy con fiebre y velones de mocos jajajaja #tw #buenastardes Bueno pues según mi #bestnine2017 estas son las fotos que representan mi año, familia, trabajo y comida así que no me puedo quejar, sólo daros las gracias por estar ahí y pulsar el 💗 de mis fotos! #tw Aunque seas un Muggle seguimos queriendote papi, Feliz Santo! Queda un sólo dia para disfrutar de nuestra #feriasaboramalaga, aprovechad para conocer los mejores productos y añadirlos a vuestra mesa! #tw Gracias a todos los que vinisteis a verme a la #feriasaboramalaga, no tengo fotos de todos pero os quiero igual jajajaja. Un beso enorme! #tw #chatideta Taller terminado y no sobraron ni las migas, eso es buena señal, muchas gracias #FeriaSaboraMalaga por contar con nosotras. #tw #chatidieta Mañana a las 15:00h en el Eduardo Ocón (paseo del parque) nos vemos en el taller de Cocina Saludable #FeriaSaboraMalaga #tw Ya llegó la Navidad a casa y Pablo está encantado con su arbol de Nividá y su Belén 🤣 #tw